ecografías, embarazo, test positivo

Llegó el POSITIVO… (1°parte)

Pues si… En este post os voy a contar como fue mi embarazo, además me parece un recuerdo genial para tenerlo por escrito y que no se me olvide nada.
Parece mentira pero ya han pasado casi dos años de ese día el 12 de marzo del 2014 fue uno de los días más felices de mi vida e increíbles iba a ser mama a la vez que estaba tan feliz me inundó un sentimiento de miedo aún flotando en mi nube.
Síntomas sólo tuve dolor de pecho como si fuera agujetas hasta la axila pero no le di importancia ya que no me quería hacer ilusiones. Y un día tuve mucho sueño después de comer me eche una siesta de 4 horas me levante cene y dormí por la noche como siempre.
Pues ese día 12 yo solía manchar antes de la regla dos días antes ya que me bajaría el 13-14 y ese día nada aunque no le di importancia la verdad.
Estábamos en tierra de nadie eran las 6 de la tarde y yo y mi marido hablando del tema en plan de risa buscamos en internet métodos caseros el del pipi y el aceite no se si lo conoceréis.
Consiste en hacer pis en un recipiente de plástico o cristal y verter dos gotas de aceite de oliva separadas y si se juntan o forman una estas embarazada sino se mueven es que no, en fin tonterías creo yo.
Total que lo hice y se juntaron y se hicieron una en segundos ja ja yo me reía porque la verdad no me quería ilusionar para luego para nada.
Mi marido me propuso utilizar un test de ovulación ya que a veces predicen el embarazo lo metió el palito en el pis y súper positivo yo diciéndole eso es por el aceite imaginaros ja ja.
Que dice mira yo voy ha hacer uno de embarazo y ya esta si es que no pues nada pero salió positivo.
Ya me puse a temblar y a llorar no me lo creía que hubiera un ser naciendo dentro de mi.
Rápidamente bajamos a la farmacia por un cleablue todo esto ya cerca de las 8 de la tarde.
Cuando subimos ni ganas de hacer pis tenía con los nervios y todo. Y cuando lees embarazada ya parece que vas asimilando y 2-3 semanas volví a subir a mi nube.
Al día siguiente tenía ganas de gritarlo  a los cuatro vientos pero el miedo se apodera de ti.
A los dos días de mi POSITIVO volvía a mi tierra y comentamos mi marido y yo que pase lo que pase porque nunca sabes si el embarazo saldrá bien o no lo contaríamos.
Primero fue a la familia más cercana padres y hermanos.
A los padres le metimos en una cajita unos patucos recuerdo perfectamente sus caras ja ja. Son momentos para guardar siempre en la memoria.
Después de esto fue a la matrona de tierra extraña y no me gusto nada el trato en esa primera visita no me hizo nada sólo decirme que era muy pronto y que volviera dentro de 3 semanas.
Los días iban pasando largos y yo tenía unos dolores raros en la zona de riñones y barriga y maldito internet a veces, porque lo que lees te pone peor y mis síntomas eran de embarazo etopico uff pensé y mi marido me dijo que iríamos a un ginecólogo privado.
Esa misma tarde me dieron cita yo temblando imaginaros pues bien ahí estaba mi lombriz dentro de su saquito ji ji, era como la letra c así se veía, aún no se oía latido ya que me dijeron que estaría de 4-5 semanas.
Por fin pude respirar tranquila fueron los 100€ mejor invertidos de mi vida.
Como los días pasaban tan y tan lentos me dedique al punto de cruz y mirar web para pedir muestras.
Por fin llegó mi ansiada cita con la matrona en este caso matron. Te hacen una serie de preguntas te pesan, te miden, tensión y sales de allí muy orgullosa con tu cartilla y un montón de citas.
La semana 10 me tocó la primera analítica y la prueba del azúcar ya que tenía antecedentes, todo salió genial.
A la semana 11 mi primera eco, ya que por regla es como si estuviera demás pero ya os conté que yo tenía y tengo ciclos largos.
Pues ahí estaba latiendo el corazón de mi pekeño le vimos las manitas, los brazos que recuerdos.
Me citaron a la otra semana para el tema del pliegue nucal para poder hacer la prueba del tripple scanning.
Tuve que ir sola ya que mi marido trabajaba y estamos aquí los dos solitos. Estaba muy nerviosa me tocó una ginecóloga muy poco simpática por llamarla de alguna manera apenas pude verlo porque tenía el monitor totalmente girado para ella y me lo ve y me dice tiene un pliegue nucal alto y le pregunte que cantidad y me dice 2’12 y le conteste (ya que como muchas leemos y leemos) que hasta 2’5 entra dentro de lo normal.
Su respuesta si es normal pero el tuyo es muy alto.
Imaginaros me rompí por dentro uff mi niño podría venir malito me daría igual yo lo tendría igual pero todo el mundo queremos bebés sanos.
Salí de allí con mi cita para las 20 semanas y llorando que ya me llamarían.
No le entró nada a esta señora al verme sola y llorando para tranquilizarme o decir que me esperará nada de nada.
Pasaron 10-12 días desde ese día y recibo una llamada que tenía bajo riesgo uff pensé y le dije pero de verdad y la chica del teléfono me dijo si si estate tranquila que esta todo bien, hay veces que a los médicos les cuesta un trabajo tranquilizar a las personas o el trato, somos personas y tenemos nuestros miedos e inquietudes.

Anuncios

2 thoughts on “Llegó el POSITIVO… (1°parte)”

  1. La verdad es que el momento en el que te enteras que estás embarazada es maravilloso!!! Me ha gustado mucho el post, me recuerda a mi embarazao. Todas tenemos miedo esos primeros días hasta que no vemos a nuestros pequeños no nos quedamos tranquilas!!
    Besos

    Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s