bebe

Crisis de los 30 meses bebes

Buenos días de lunes, hoy estoy que no estoy, ¿por qué pensareis? Pues os cuento a continuación…


Mi príncipe, tiene actualmente, recién cumplidos los dos años y siete meses, y hemos tenido unos días horribles, todo esto me hace pensar y reflexionar si, ¿existe la crisis de los treinta meses?

Mi niños, como todos los niños de dos años o dos años y medio, es muy suyo, es decir, casi siempre tiene el “no” en la boca, o se mosquea sino se hace lo que él quiere en ese momento, ha tenido sus momentos de rabietas, pero eso da para otro post, pero más o menos se resolvían antes o después o le buscábamos remedio.

Pero llevamos como tres días seguidos que es imposible salir a la calle, empezó con no querer dar la mano para cruzar, cuando normalmente lo da con facilidad, incluso va andando por la calle y te busca para dártela, pero se me tiró en medio de la carretera, tal cual de rodillas, y lo peor es que no quiere que lo coja en brazos, y no se pone derecho, al revés se queda tirado y no había manera.

Otra de estas fue en el Primark, todo empezó porque no se quería bajar del coche, después de aparcar, y no había manera al bajarlo que me costó la vida, porque empezó con patadas, puñetazos, arañazos, e intentar darme bocados, se tira en el suelo del parking.

Como pudimos Papi y yo, lo sentamos en su carro, llorando y gritando como un desesperado, berreando, claro está, al llegar a la zona donde están los caballitos, coches y demás se quería bajar para montarse, y le dije que no, que  tenía que dejar de llorar, porque no le pasaba nada, bueno…

Imposible ver algo en la tienda, seguía chillando, berreando, pegando patadas, decidimos bajarlo a ver si al andar se calmaba y se distraía como hace habitualmente, pero nada seguía, se tiro en el suelo literalmente, a lo que al intentar cogerlo, me seguía pegando y demás, bocados incluidos, estaba desatado, nada le calmaba…

Papi decidió sacarlo fuera, para ver si se distraía con los coches, pero al salir yo al rato, una niña que también andaba por allí, este empezó a molestarla, poniéndose donde ella estaba, y la intentaba empujar, como se puso, como se enfadó…

Como pudimos volvimos a sentarlo en su carro, y salimos a la calle, donde el darle aire, le vino bien, porque se calmó al pasear, y yo la verdad me vine abajo, y lloré ya de impotencia y de ver que no podía calmar a mi hijo, no podía distraerlo, no sabía lo que podía hacer, me sentía mala madre, es así tal cual.

Os pongo este ejemplo como os podía haber puesto otros más, pero han sido tres o cuatro días horribles, de querer quedarnos en casa encerrados y no salir, porque la verdad que en casa, tiene sus momentos, pero tienes más recursos…

¿Lo peor de todo? La gente como te mira, y se quedan mirándote de arriba abajo, como diciendo mira el pobre niño que no le hacen ni caso, o no lo calma, y me daban ganas de decir a ver qué miras, pero me calle, ojalá haya pasado esta tempestad, porque también se nos juntó con el tema de la comida, comer muy poco, en todas las comidas, pero no preocupaba porque seguía tan activo como siempre o más, como podéis leer.

¿Os ha pasado a alguna? ¿Existe la crisis de los 30 meses?

Gracias por leerme, mil besos a todos…

 

Anuncios

13 comentarios en “Crisis de los 30 meses bebes”

  1. Sí, es lo más normal del mundo mundial. Lo llaman aDOSlescencia y es una época un poco “rebelde” que suele aparecer sobre los dos años (a veces antes, a veces después). Rabietas de esas me he comido unas cuantas y cansan mucho. El verano en que mi pichón cumplió los dos años fue de traca. Uffff… se me ponen los pelos de punta de recordarlo jjjjjj.

    Lo único que queda es tener mucha, muchísima, paciencia. Hay que intentar ponerse en la piel de nuestros hijxs para entenderlos. Es complicado, pero conforme se vaya sabiendo expresar mejor, irá remitiendo la racha de enfados.
    Aquí escribió Bei en su blog sobre las rabietas y cómo gestionarlas. Espero que te sirva 😉
    http://tigriteando.com/consejos-rabietas-ninos/

    Besos!

    Le gusta a 1 persona

  2. Rabietas de esas las tenemos nosotros todos los días por desgracia. Y desde que ha nacido la niña, se han intensificado. Paciencia, y sobre todo que no te preocupe lo que la gente piense (los que te miran como diciendo “vaya padres, no pueden controlar a su hijo” o no tienen hijos o ya se les ha olvidado esa etapa). Un besazo!

    Le gusta a 1 persona

  3. Puff, esta edad que tienen es dificil. Pichí con 31 meses está adquiriendo un lloro histérico que no hay quien calme y que sale a flote cuando nos vamos de algún sitio donde ella quiere o cuando hay que vestirse etc. A parte del NO a todo. Yo intento atribuirlo a la edad, al cansancio pero es cierto q a veces se pierde la paciencia y nos sentimos fatal. A mí lo de q nos mire la gente me da bastante igual, gracias a mi trabajo, q me lo enseño pero entiendo q es una presión añadida. Hay q olvidarse y tratar de pensar qué le pasa a nuestro niños y cómo podemos ayudarle. Ánimo, q ya ves que es normal!! Un besote!!

    Le gusta a 1 persona

  4. Es parecido a lo que explicaba yo en el post de la aDOSlescencia… que impotencia cuando no sabes que hacer para que se le pase esa rabia y llorera, qué difícil es ser madre a veces… paciencia cariño, esperemos que solo sean por días y momentos puntuales.

    Le gusta a 1 persona

  5. Me agrada leer esto no porque me alegre lo que te pasa sino porque mi hijo cumplio los 30 meses ayer y llevo 4 dias de terror, exactamente igual que tu, ando encerrada por miedo auténtico a que me haga lo mismo como bien dices en la casa tenemos mas

    Le gusta a 1 persona

  6. Me alegra mucho leer esto, no porque me alegre lo que te ocurre sino porque mi hijo ayer cumplio 30 meses y estoy exactamente igual que tu, llevo 4 dias de pesadilla y ahora estoy encerrada porque como bien dices en la casa hay más recursos.
    Espero no le dure mucho porque estoy al borde de enloquecer.

    Le gusta a 1 persona

    1. Pues preciosa hay que salir yo creo que lo mejor es salir y que ellos vayan acostumbrándose, este y no lo quiero decir muy alto lleva unos días mejor, pero no quiere dar la mano para cruzar, yo se la cojo aunque va llorando e intentadose soltar, pero cuando cruzamos el cuarto paso de cebra me dice “mamá, mano” así que poco a poco…

      Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s